Las revueltas de Reino Unido no son el 15M




Los focos más calientes se han trasladado a Liverpool (en la imagen) y Manchester
Cada día que pasa es más evidente que las revueltas que vivimos en Londres -y que se han extendido a otras ciudades del Reino Unido- poco o nada tienen que ver con el 15M español. Si ayer ya describía cómo las motivaciones no son las mismas -aunque pese a lo negado por el Gobierno de Cameron, en el caso británico el malestar social por los recortes sociales está presente-, hoy es preciso remarcar que el apoyo social con que cuentan uno y otro movimientos son bien distintos.

En primer lugar, deberíamos precisar que las revueltas de Londres ni siquiera se puede considerar movimiento, pues no se han producido hasta el momento reinvindicación alguna. En cierto modo y debido a los saqueos, la ideología detrás de las revueltas brilla por su ausencia, parecen más una reacción sin objetivo que un instrumento. El 15M, en cambio, presentó su manifiesto, sus objetivos y todo cuanto hace no es sino una vehículo para lo que espera sea una democracia más real, donde los poderes representen aún más a la ciudadanía y actúen guíados por los intereses y el bienestar del pueblo -que es del que emana su soberanía- y no por presiones de los mercados. Son los políticos quienes deben presionar a los mercados, y no a la inversa.




Saqueos en Manchester (Moe Arora)
Pero es importante destacar también que el apoyo popular de que goza el 15M no es ni de lejos el que tienen las revueltas de Reino Unido. El movimiento español ha salido siempre muy bien parado de los sondeos realizados, con apoyos sociales que superan el 70%. Un apoyo que se materializa cada vez que se manifiesta, incluso, en pleno mes de agosto. En Reino Unido, en cambio, el malestar social por los disturbios se hace notar cada vez más. Arrancó en el centro de la ciudad y los barrios más prósperos, donde la clase más acomodada siente amenazado su estatus, pero se ha extendido -y esto es lo más representativo- a los focos del conflicto. Los propios ciudadanos de las áreas más marginales han comenzado a organizarse para protestar, incluso, para solicitar mayor protección y limpiar el escenario bélico que han dejado tras de sí los violentos.

Las mismas redes sociales -Twitter, Blackberry Messenger- que, según Scotland Yard, ayudan a los violentos a coordinar las revueltas, son las que movilizan a la ciudadanía. Ayer mismo se convocaron por Facebook y Twitter (#riotcleanup) para organizar la limpieza de los desperfectos y las webs y blogs que suben fotografías de saqueos como prueba para la identificación y detención de los sospechos se multiplican. Estos ciudadanos sufren con dureza los recortes de Cameron, pero no ven en la violencia la solución. Una violencia que les afecta de pleno con sus daños directos pero también con los colaterales, con destrozos en las calles, incendios de apartamentos, cierres de comercios, cancelaciones de servicios públicos y hasta repercusiones directamente en su bolsillo: la Ley 1886 especifica que todos los daminificados por revueltas serán indemnizados por el Estado. La factura para el contribuyente podría superar los 100 millones de libras (unos 114 millones de euros), justo en el peor momento para afrontarla.

4 comentarios:

  1. carece de relevancia el apoyo de mucha o poca poblacion a la barbarie ( de izquierdas de derechas o de elincuencia comun)
    LA barbarie no es de recibo en ningun sitio, en ningun pais
    Los que se alegren de lo de Inglaterra estan muy mal de la cabeza y no tienen ni idea a donde conduce

    ResponderEliminar
  2. Menos mal que te vas enterando de lo que va el asunto... Tu vives en Chelsea o te has alquilado un flat en Tottenham...?

    ResponderEliminar
  3. No hace falta vivir en la alemania NAZI para saber que el apoyo popular a Hitler en las elecciones fue un apoyo a la barbarie y que hubiera sido mejor que no la apoyasen

    En el caso actual insinuas que hay razones para apoyarla barbarie ¿? pero tambien aquellos alemanes tenian razones objetivas y a pesar de ellas, hubiera sido mejor que no le hubieran apoyado

    ¿no te parece?

    ResponderEliminar
  4. Siento que malinterpretes mis palabras; por aclarar: ni justifico ni avalo la violencia, ni los saqueos, ni las revueltas que se vivieron en Londres hace semanas. Que viví en primera persona porque para eso vivo aquí.
    Precisamente crítico os hechos de Reino Unido, las pongo en contexto(nada más) y las desmarco del 15M, que ha sido un ejemplo de madurez no sólo para la sociedad española sino para la clase política, que tanto tiene que mejorar.
    Te recomiendo la lectura de http://bit.ly/pQ5XNw
    Gracias!

    ResponderEliminar