Barra libre para Ayuso

Isabel Díaz Ayuso se ha salido con la suya... otra vez. Cada vez resulta más pasmoso cómo la presidenta de la Comunidad de Madrid se salta las recomendaciones de los expertos sanitarios y los decretos del Gobierno. La sumisión del Ejecutivo al respecto es absoluta, poniendo en grave peligro al pueblo madrileño y, por tanto, haciéndose cómplice. Nos busquen explicación lógica al por qué se ha concedido a Madrid el confinamiento perimetral por días; sencillamente, no lo hay.

Seguir leyendo...

La planta carnívora de la digitalización

 


El sector tecnológico es un auténtico maestro a la hora inventar narrativas que lo encumbren como la nueva revolución que ha venido a mejorar nuestras vidas. Durante la pandemia del coronavirus lo ha vuelto a hacer, no sólo presentándose como uno de los salvadores que hicieron más cómodo nuestro confinamiento –para quienes no sean víctimas de la brecha digital- , sino también como el mejor medio para conservar el puesto de trabajo. ¿Es real este retrato?

Vivir a cuerpo de rey

 Cuando uno cree que la política ya no puede sorprenderle -y generalmente la sorpresa, en estos casos, es sinónimo de decepción- llega algún lumbreras  y comete la torpeza de la semana. A pesar de que parecía complicado superar el banquete pro COVID-19 de los poderes fácticos del país, que con Pedro J. Ramírez como anfitrión nos vinieron a recordar que en España hay clases y, obviamente, nosotr@s estamos abajo de la pirámide, el Gobierno lo ha conseguido. En el momento en el que la popularidad de la monarquía y la Casa Real más está por los suelos, le sube el presupuesto un 6,5% o, lo que es lo mismo, más de medio millón de euros, rozando los 8,5 millones de euros.

Seguir leyendo...

De "vencer la guerra" a "restricción nocturna de la movilidad"

El pasado domingo comparecía en rueda de prensa el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para hacer oficial el decreto de un nuevo estado de alarma que impone el toque de queda entre las 23:00 horas y las 06:00 horas. Sorprendía el socialista con un giro en su postura, queriendo saltar del lenguaje bélico que él mismo impulsó en los meses previos a eufemismos para evitar hablar de "toque de queda".

Seguir leyendo...

Díaz Ayuso y su pozo de los deseos

Olviden las críticas de Isabel Díaz Ayuso al nuevo decreto de estado de alarma. Sin lugar a dudas, la pregunta y, sobre todo, la respuesta que evidencia de qué pasta está hecha la presidenta de la Comunidad de Madrid, es la que se refiere a la dotación de personal sanitario para el nuevo hospital que de manera inminente inaugurará su gobierno: lo sacará del resto de hospitales de la Comunidad, precarizándolos aún más.

Seguir leyendo...

El misterio de la baja incidencia de la COVID-19 en África

 

OMS/Shola Lawal

Cuando el azote del coronavirus se hizo más que evidente, una de las primeras miradas se dirigió a África, temiéndonos lo peor. La situación de pobreza y la baja calidad de las condiciones de vida hacían pensar que la COVID-19 se cebaría allí. Sin embargo, el continente africano presenta mucho mejores cifras que Europa. ¿Qué está sucediendo allí?

Normalizar 200 muertes diarias

Sin ánimo de ahondar en la puesta de largo de Vox como el partido fascista de España y su desprecio por las víctimas de ETA, algo que quienes no lo votamos ya sabíamos, considero que hay cosas más importantes -y menos obvias- que analizar. El modo en que hemos naturalizado que la cifra de personas fallecidas por COVID-19 no baja del centenar -se mueve cada día más próxima a 200- es espeluznante. ¿Qué impacto tienen nuestros gobernantes a la hora de provocar esta situación tan dramática? Sin lugar a dudas, mucho, pero no es excusa.

Seguir leyendo...

Casado gestiona la moción de censura como la crisis del coronavirus

Arranca hoy la moción de censura con menos apoyos de nuestra historia democrática. Acomplejada por el escaso calado que tiene en el Congreso de las Diputados y los Diputados, Vox se hará hoy el hara-kiri parlamentario mientras su hinchada aborregada continúa aplaudiendo el estrepitoso fracaso, evidenciando cuán desnortada está. Mientras, Pablo Casado suda frío y gestiona esta moción de censura del mismo modo que la crisis de la COVID-19: dubitativo, desdiciéndose, con continuas contradicciones y un rumbo errático.

Seguir leyendo...

Los antidisturbios también lloran

La serie Antidisturbios de Rodrigo Sorogoyen ha levantado unas cuantas ampollas en el cuerpo policial, el mismo que cuando el Partido Popular (PP) ilegalizó grabar y difundir abusos policiales calló como una monja de clausura. Ahora el Sindicato Unificado de Policía (SUP) está que trina, aunque cuando se denuncia la desproporcionalidad de las cargas de las Unidades de Intervención Policial (UIP) también enmudece súbitamente. Los antidisturbios también lloran... y de lo lindo.

Seguir leyendo...

Por qué el bloqueo a UP no es igual que a Vox

En España la separación de poder está tan definida que los jueces son elegidos por la clase política. Podríamos terminar aquí la columna, pero aprovechemos la situación para regodearnos en la hipocresía de todos los actores involucrados, incluidos los jueces, que como muy bien apunta hoy Antón Losada, se dejan politizar cuando les interesa. En mitad de la trifulca, destaca la peligrosa aproximación al asunto por parte del PP, que a estas alturas de legislatura continúa sin encajar su derrota electoral.

Seguir leyendo...