Gol por la escuadra

Si tiene pico, plumas y hace cua-cua está claro: es un pato. Si sueltan millones de euros para calmar una situación de crisis cuya víctima se ve incapaz de resolver, está claro: es un rescate. Rajoy y sus acólitos son los únicos en toda Europa que no hablan de rescate y, lo que es peor, que consideran que haberlo conseguido es un mérito del Gobierno, en lugar de un desmérito.

La bravuconada de Rajoy al presumir de lo que él llama "línea de crédito", tratando de apuntarse un tanto por haber sido él quién "metió presión para conseguirlo" y negando su imposición, le ha salido por la culata. Toda la prensa europea critica esta reacción, dado que el rescate y el posterior control de la troika ya es un hecho. Este desenlace no se produce, como trata de hacer ver Rajoy, por haber hecho bien los deberes en los casi seis meses de Gobierno del PP; más bien al contrario, son una prueba feaciente de la mala labor no sólo del anterior Gobierno socialista sino del actual.

Y mientras, Rajoy en Polonia, viendo el estreno de la selección en la Eurocopa. No parece el escenario más apropiado para guardar luto por haber sido intervenidos de facto. Sin embargo, allí estaba Rajoy, deseando un triunfo de la Roja mientras a él, antes incluso de comenzar el partido, ya le habían metido un gol por toda la escuadra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario