Nos quejamos de vicio

Nos quejamos de vicio, la verdad. Viendo las imágenes de ayer en Neptuno de las 4.500 personas allí congregadas, me di cuenta de la irrealidad que vivimos y de la que afortunadamente Mariano Rajoy ha venido a sacarnos con su puro. Gracias a él, vamos a poder empezar a entender porque 4.500 personas abultan más que 6.000, hasta el punto de que a algunos medios internacionales les pueden llegar a parecer 60.000. Mariano, gracias por ponernos con los pies sobre la tierra.

Gracias a su Gobierno vamos a poder romper en un enorme grito mudo “yo también soy la mayoría silenciosa” y, además, ciega, con las fuerzas del orden impidiendo a los medios de comunicación que realicen su labor informativa. Sí, a nuestro Gobierno le debemos que nos haya abierto los ojos (en sentido figurado, porque en realidad nos los ha puesto a la virulé) con actuaciones espléndidas de porras y bolas de goma que no caben en la cavidad ocular. Gracias a Rajoy comprenderemos que la Constitución o la separación de los tres poderes son algo del pasado, al menos, para un Gobierno con mayoría absoluta. Debemos dejarnos guiar por ellos, que siempre han ejercido su deber de contarnos la verdad.

Seguir leyendo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario