Fiebre por publicar engaños

(EFE)
El escándalo Bárcenas y los supuestos sobres con dinero negro que circulaban por la sede del Partido Popular (PP) ha abierto una fiebre por hacer públicas las Declaraciones de la Renta y las  cuentas como si ésto fuera el culmen de la transparencia, como si fuera algo extraordinario cuando en muchos casos debería ser lo normal. La pregunta es, si hubo fraude previo a la Agencia Tributaria, lo que ahora se publica ¿acaso no es más que un simple engaño?

El presidente del Gobierno ha tardado una semana más de lo que él mismo anunció por plasma pero, finalmente, ha hecho pública su Declaración de la Renta. Unas cuentas que, a pesar de que los dirigentes del PP, y por extensión TVE, alaban como un gesto de transparencia sin precedentes en nuestra democracia está llena de incógnitas. La primera de ellas, ¿por qué no coinciden las cifras, ni siquiera los conceptos, de la Declaración de la Renta de Rajoy con lo que él personalmente declaró en el acta del Congreso de los Diputados? ¿Dónde está mintiendo? La segunda incógnita: ¿por qué habiéndo cobrado 2 millones únicamente declara unos 6.000 euros a la Seguridad Social? ¿Está el PP cotizando por él?


Son preguntas que ni Rajoy ni el PP responden y que, por tanto, tiran por tierra ese "gesto de transparencia", ese "ejercicio de compromiso" que Alicia Sánchez-Camacho invita a extender al resto de los líderes políticos.Curioso que la líder del PP catalán no quiera descender un poco más, donde a buen seguro habría más de una sorpresa. En todo caso, parece que Rajoy crea tendencias y los últimos han apuntarse a la moda del destape fiscal ha sido CCOO. Todo bien con estos ejercicios de sinceridad, pero mas interesante sería aún que fuera publicadas las auditorías que el Tribunal de Cuentas debiera hacer de partidos políticos y sindicatos, más aun considerando el montante que reciben del Estado en subvenciones.

Me refiero a exhaustivas auditorías que crucen datos, que impidan los agujeros fiscales pues la mera publicación de una Declaración de la Renta, ¿de qué sirve realmente? Si se recibió dinero negro éste nunca se declaró y nunca aparecerá en documentos públicos. Circulaba hace poco un chiste al respecto en las redes sociales, haciendo referencia a cómo habría sido la Declaración del Dioni cuando robó el furgón. Dicho de otro modo, se podría estar publicando el fraude encubierto de legalidad, pero fraude al fin y al cabo, sobre todo cuando hay inconsistencia como en los datos aportados por Rajoy y éste no los aclara.

Y mientras, Rubalcaba desde el PSOE lanzando una batería de medidas contra la corrupción entra las que hay obviedades como que la Audiencia Nacional se implique más con la corrupción política. No menciona nada de cambiar el Código Penal, cuya última reforma no endurecía las penas por este tipo de delitos, sobre todo cuando traen aparejados temas económicos. Sí menciona en cambio la prohibición de que las empresas puedan hacer donaciones a los partidos políticos, algo que no parece muy coherente. Sin embargo, ¿no sería interesante que acompañara esta propuesta de los datos -si quiere sin mencionar nombres- de las cantidades que recibió el PSOE vía donaciones de empresas cuando estuvo en el Gobierno?

No hay comentarios:

Publicar un comentario