España, país sin crédito que vive del crédito

Hace tiempo que escribía lamentando cómo en España los efectos de la crisis estafa han pasado sin pena ni gloria en lo que a cambios de malos hábitos se refiere. La especulación y la avaricia vuelven ahora a repuntar al calor de las proclamas de una recuperación económica que, a pie de calle, somos much@s l@s que seguimos sin percibir. A estas ansías por hacer negocio con la vivienda, ya sea con su venta o alquiler, se suma de nuevo un consumismo compulsivo que terminará por arrancar otra apisonadora económica que aplaste a much@s incaut@s.

Seguir leyendo...

1 comentario:

  1. Hola David, suelo leer tus artículos en Público así como el de 3 o 4 periodistas más porque coincido generalmente con vuestra visión de la vida. Me alegra que alguien por fin haya tratado el tema de las tarjetas de crédito y sobre todo su casi total desconocimiento por parte de las personas que las poseen. Siendo empleado de banco y viendo el daño que hacen, hablé de las tarjetas de crédito en una página web que hice en relación con economía domestica, claro está que como ni soy conocido ni tengo publicidad en la misma es muy difícil que una gran cantidad de gente (sobre todo aquella gente que lo necesita) la lea. Si te interesa ver el aporte que un empleado de banca ha hecho sobre el tema éste es el vinculo que va directamente a "Tarjetas de crédito". https://economiadomesticaparatodos.es/tarjetas%20de%20cr%C3%A9dito.html
    Recibe un saludo

    ResponderEliminar