A COVID revuelta, ganancia de Sanidad privada

a ineptitud en unos casos y los intereses elitistas en otros han hecho que nuestra Sanidad pública se convierta en el trampolín para que la privada haga su agosto durante la pandemia. Ya no es sólo que la sobrecarga de pacientes haya obligado a cerca de una decena de Comunidades Autónomas a derivar pacientes a la Sanidad privada, sino que la propia ciudadanía ha disparado los seguros privados.

Seguir leyendo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario