Periodistas en venta

Cuando un país no protege a su prensa, la democracia se tambalea o, al menos, camina con pies de barro corriendo el riesgo de desmoronarse de un momento a otro. Nada bueno hay en amordazar, o dejar que otros lo hagan, a periodistas que revelan informaciones cumpliendo con su deber tácito con la sociedad. Sin embargo, eso es precisamente lo que está haciendo el Gobierno de España con profesionales como Pablo González o Ignacio Cembrero.

Seguir leyendo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario