Crisis humanitaria en Malí

Cada vez que en Europa escuchamos ‘golpe de Estado’ es portada de periódicos, suceda en Asia, Latinoamérica o la Luna, es igual. Lástima que no lo sea, no ya portada, sino que ni siquiera aparezcan a su debido tiempo los antecendentes del motín. Es lo que ha sucedido con Malí, cuyo golpe de Estado está presente hoy en todos los medios de comunicación, aunque ni siquiera supiéramos previamente de las decenas de muertos o de los más de 200.000 desplazados a causa de las revueltas tuareg del norte del país, tanto dentro del propio país como hacia Mauritania, Níger, Argelia y Burkina Faso. De hecho, ni siquiera sabemos hoy de esos datos, a pesar de que buena parte de las informaciones sitúan en el epicentro del golpe de Estado las reivindicaciones militares para atajar el intento de independencia de los tuareg (Movimiento de Liberación Nacional del Azawad, MLNA). Tampoco sabemos de cómo el ejército maliense bombardeó durante la contienda un campamento de refugiados en las inmediaciones de Kidal.

Seguir leyendo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario