PGE 2016: si yo fuera pensionista

Cristóbal Montoro presentó ayer los Presupuestos Generales del Estado para 2016, con anuncio de rebaja del IRPF de propina. No voy a analizar lo inverosímil de las cuentas del ministro de Hacienda, porque hoy la prensa está plagada de análisis realizados por expertos, pero sí haré una reflexión básica, incontestable.

Aunque cualquiera que escuchara hablar a Montoro pensaría que se ha tirado la casa por la ventana con las subidas en las diferentes partidas presupuestarias, si uno acude a la letra pequeña comprueba la austeridad que destila por los cuatro costados a pesar del "círculo virtusoso", como dice Rajoy, en el que nos encontramos. Pongamos por ejemplo el caso de las pensiones, que es una de las partidas que más crecen en cuanto al gasto (2,4%), aunque las pensiones en sí sólo crezcan un 0,25%.

Aunque esta subida no es más que el mínimo legal marcado por el factor de sostenibilidad -recuerden que el PP decidió no regir la subida con el IPC, que al menos evitaba la pérdida de poder adquisitivo-, el Gobierno saca pecho y presume que no baja ni congela las pensiones como sí hicieron los socialistas. Dicho de otro modo, Rajoy saca pecho porque el jubilado note en su bolsillo una subida de apenas 2 euros al mes.
Seguir leyendo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario